------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Una Banda de Hermanos…

LUEGO DE 30 AÑOS SE DESPERTO UN LEON DORMIDO:

EL EXPLORCAB9, UN GRUPO, HOY DE HOMBRES, AYER

DE MUCHACHOS, QUE CONOCIERON EL LIMITE,

"A TODOS ELLOS, LOS SALUDO"

Guillermo Raúl Outes

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

“HOMENAJES A GUILLERMO RAÚL OUTES”

CREADOR DEL BLOG

CONTADOR DE VISITAS

PARA MEJOR COMPRENSION DEL BLOG:

LA INTENCION DEL AUTOR FUE NARRAR LOS HECHOS CRONOLOGICAMENTE. PARA VER LA HISTORIA DEL EXPLORCAB9 CLIQUEAR EN LA ETIQUETA CORRESPONDIENTE (a la derecha sobre fondo verde) O IR AL PIE DE CADA PAGINA Y CLIKEAR DONDE DICE “ENTRADAS ANTIGUAS" HASTA LLEGAR A LA ETIQUETA DESEADA.

( LA FOTO INICIAL Y LOS HOMENAJES SE REPITEN EN TODAS LAS PAGINAS)


lunes

DIALOGUITOS EXPLORCAB9 EN EL FACE…

Este es un extracto de uno de los tantos diálogos que se dan cada tanto en nuestro facebook y que vale la pena rescatar en este blog.

Es muy lindo todo lo que escribieron, comparto plenamente todos sus comentarios y los sentimientos que estos trasmiten, los que no hacen más que poner de manifiesto el espíritu de unión que se forjó en la muchachada del Explorcab9 desde sus orígenes y que se sigue fortaleciendo a través de los años.

Carlos Collar Arceu La música en el Explorca de Puerto Deseado.
La lluvia cae mansamente al pasto y en estas latitudes se vive como una bendición. Es domingo y José Bergés acaba de subir al face, Románticos Enganchados de finales la década del 70. Temas musicales que llegaban a nuestras manos en discos de vinilo, simples o LP (Long Play). En la casa de Soldati quedan varios, pero no de estos. Esta música la traían a la Lavandería, José y Pomelo, que por entonces creo, era aprendiz de Disc Jockey. Pomelo DJ. Josè era simplemente un alma sensible que extrañaba mucho a su novia Lili, con la cual finalmente se casó, tuvo hijos y siguen la vida juntos. Quien no extrañaba a la primera novia o al filito. No recuerdo que alguno de nosotros no tuviera un amor esperando al regreso.
La música entonces iba de una covacha a la otra en forma de cassette grabado y re grabado mil veces; salvo en el Casino de Soldados donde había un Tocadiscos y un par de LP rayados. Hasta que Pomelo trajo una batería importante de LPs, nos apropiamos del Tocadiscos y lo fuimos mudando de covacha, ya que el Casino fue cortado por alguna medida disciplinaria - bien milica - que nos quitaba un lugar de esparcimiento, del que más adelante nos vamos a ocupar. Recuerdo los discos que trajo Arreceygor de Fred Bongusto y otros italianos que después los compré a todos. Música del cielo.
Algunos soldados escuchaban rock pesado internacional (Deep Purple, Led Zeppelin), otros abrevaban en un incipiente Queen o el ya consagrado Pink Floyd ; luego estaba la Música Progresiva de Los Gatos, Spinetta, Vox Dei y León. También estaban Sandro y Serrat y la cumbia era una mala palabra. El cuartetazo no existía y ahí no había cordobeses para promocionarlo.
Había grandes debates sobre esa música que nos representaba ya que, como éramos de diferentes barrios y tamaños de bolsillo, muchos no teníamos acceso a ciertos intérpretes. O donde solíamos ir a bailar se escuchaba otra onda. Por caso, yo no escuchaba estos románticos en Unidos de Pompeya (El Templo del Rock) o en Huracán. Esa música era más de Ramos o por ahì Tarot, anche Zodíaco. Quizás se escuchaba en Camote, Mi Club o Elsieland. Seguramente en Criket y Sunset. En Pompeya y Patricios bajaban la música con Cantilo, Pappo, Spinetta, Beatles y luego ya nos íbamos a Gloria Gaynor, Rita Coolidge y Aretha Franklin. Esa música romántica podía ser considerada entre grasa y hasta afeminada.
Entonces se conformaba una mixtura de ideas musicales que nos enriquecía a todos. Recuerdo a Zulú cantando algún tema de Pastoral (En el hospicio) mientras estábamos retozando en una colina en la Estancia Maragata. Arriba estaban las estrellas en un cielo único, a pocos kilómetros la amenaza de guerra chilena: nosotros éramos libres en ese instante. No sabíamos que deberíamos estar atacando las posiciones chilenas ; era la madrugada del 25 de diciembre de 1978. Esa música era una forma de liberación.
Cuando lograron imponer los románticos musicales en las covachas, los utilizábamos para crear un clima y escribir cartas o tomar alguna bebida espirituosa que despertaba los sentidos. Aquellos domingos de viento inclemente y paisaje desangelado, ya tenían calidez y allí dentro nos aislábamos de la realidad verde oliva. Demasiado cruel para nuestros jóvenes años. No nos interesaba parecernos a quienes nos mandaban. No eran ejemplo de libertad, de sociedad ni de valentía militar. Eran simples carceleros pagados por una dictadura corrupta y asesina. Muy pocos llevaban en su interior el gen de la democracia y de ser así, no nos enteramos. Por otra parte, lo que escuchaban en sus equipos era una ofensa a nuestros oídos.
Todavía se me llenan los ojos de lágrimas cuando recuerdo la solidaridad de los compañeros ante la ausencia de noticias familiares, o de una mala noticia o de un cumpleaños sorpresa donde inevitablemente cantábamos, al principio muy despacio para evitar que nos descubrieran, luego un poco más alto para imponer nuestro festejo y finalmente para mostrarles que no les teníamos miedo. Cantar con Magoo Guarra y Lucky Rapetti acompañados por el coro de perros asaltantes era una terapia sana y divertida. Que pena! por entonces Claudio G. Nicolini todavía no había descubierto su vocación.
Doy gracias por haber tenido esos compañeros - hoy amigos entrañables – que nos enseñaron música cantando en vivo o poniendo un cassette o trasladando los discos desde su cuarto adolescente a un destino incierto, donde todo se perdía y mucho se robaba. Pero como la música no es de nadie y se comparte con todos, de que servía guardada prolijamente en un mueble mientras en el sur solo se escuchaba el impiadoso azote del viento.
El sensible José es un abogado honesto y aguerrido que recorre juzgados buscando justicia y ganándose el pan. En los ratos libres sube a internet aquella música, para dibujarnos una sonrisa cómplice. Va a llover toda la tarde y el ambiente está muy lindo para escribir relatos, que puedan despertar a aquellas almas sensibles que – en tanto románticos - suelen mirar con estudiada sorna a quienes deslizan una entrañable melodía.

Pepe Tiburón Muchas gracias Carlitos, por recordar aquellos inolvidables momentos, esos pequeños espacios de tiempo que en nuestra vida forjaron amistad, valentía y personalidad; éramos chicos, muy chicos, sin embargo supimos encontrar en nuestros interiores esa sensibilidad que produce la música, cuando uno necesita despojarse de una cruda realidad que lo atormenta; a veces pienso en cada reunión que tenemos, en cada abrazo que nos damos, cuando nos miramos a los ojos, que somos privilegiados, que mantenemos aquella unión intacta, que aquella sensibilidad que nos arropó, nos cuidó y nos guió, en la orfandad de aquellos momentos, hoy sigue intacta, a pesar de tantos golpes que nos ha dado la vida a nuestra generación, hemos podido crecer y madurar en la adversidad y hoy podemos educar a nuestros hijos con el ejemplo, del respeto, la solidaridad y la amistad. Cada vez que vuelvo de una reunión del explorcab9 escucho El Desembarco de León Gieco, sobre todo esta estrofa:
Hay alguien que bendiga esta hermosa comunión
De los que pensamos parecido
Somos los menos, nunca fuimos los primeros
No matamos ni morimos por ganar
Mas bien estamos vivos por andar
Esperando una piel nueva de este sol
No pretendemos ver el cambio
Sólo haber dejado algo
Sobre el camino andado que pasó.
Nuevamente Gracias Carlitos, te mando un abrazo grande
Daniel Luna Muy lindo lo que escriben y lo lindo que es recordar lo que pasamos, como dice mi querido suegro nosotros solos sabemos lo que padecimos, se avecinan las fechas duras y nosotros firmes en la amistad porque no solo es navidad hace 35 años estuvimos  ahi de una guerra, que en realidad la ganamos porque no tuvimos miedo a nada y gano la amistad que la mantenemos intacta, gracias a los dos RINGO Y TIBURON
Carlos Collar Arceu Es así, no hay nada que agregar. Vos lo expresaste como lo sentimos. Un abrazo y buen domingo.
Claudio Gonzalez Nicolini Que lindo lo que has escrito Carlos y los muchachos y es cierto como dice tiburón éramos tan chicos ,pero siempre tuvimos presente que debíamos estar unidos y no pudieron con tanta táctica sutil separarnos. Celebro a la distancia este nuevo encuentro que lamentablemente no podre estar
Walter Osterwalder nico dale que hace una bocha que no te veo....desde el 78' ja..........me acuerdo cuando me pedías que te armara la partitura de fiebre de sábado por la noche para violín..............
Omar Carmelo Zapata muy bueno amigos aguante el explorcab

No hay comentarios: